Cine/TV

Reseña | Thor: Ragnarok

Ya vimos la tercera película del universo de Marvel del año y te contamos lo que nos pareció.

Ya vimos la tercera película del universo de Marvel del año y te contamos lo que nos pareció.

Me parece que existe un consenso general que la serie de ‘Thor’ es la más débil en el MCU. El primer acto de ‘Thor: Ragnarok’ ofrece un prólogo que, en esencia, funge como control de daños. Resulta evidente que sus realizadores no quieren tener nada que ver con lo sucedido en las ediciones pasadas y rápidamente buscan resolver el misterio de Loki y su dominio del reino de Asgard, la ubicación del verdadero Odín, así como el destino de Jane Foster.

Es un abrupto y acelerado episodio que incómodamente deshecha la narrativa original -además de meter con calzador un cameo de cierto Doctor, famoso en el universo Marvel- para dar lugar a una comedia cósmica repleta de ‘gags’ e inspirada en el tono y estética de ‘Guardians of the Galaxy’. Imaginen el humor de una excéntrica ‘sitcom’ como si Thor fuese Jerry Seinfeld, Banner, George Constanza, Loki, Kramer y Valkyrie, Elaine. De hecho, me entusiasmaría mucho más ver a estos personajes como compañeros de cuarto y no superhéroes.

Reseña | Guardianes de la Galaxia Vol. 2

La historia realmente inicia hasta que Thor y Loki llegan a un extraño planeta controlado por el ‘Grandmaster’ (interpretado por Jeff Goldblum, en una actuación tan desfachatadamente “Goldblumesca” que con cada escena va perdiendo gracia, hasta volverse completamente irrelevante). Mientras nuestros héroes se encuentran atrapados del otro lado del universo, un nuevo villano surge con sueños de grandeza. Y es aquí donde, una vez más, Marvel demuestra su poco interés en la creación de complejos y memorables antagonistas.

Mientras que es agradable ver a Cate Blanchett masticando el escenario como la diosa de la muerte Hela, ella pasa demasiado tiempo explicando su historia, causando desastre para las 100 personas que aún quedan en Asgard y muy lejos de nuestros protagonistas y la diversión (quizás Hela es solo otro personaje de Blanchett en la instalación artística hecha película titulada ‘Manifesto’).

La ciudad de Asgard, esta vez, sirve de mero escenario para las batallas digitales y realmente nunca hay un sentido de peligro. El Ragnarok del título, francamente, es el ‘Deus ex machina’ en el clímax, donde si escuchamos detenidamente podemos escuchar los engranes de la fórmula Marvel. Junto con la secuela a ‘Guardians’ este año, ya se percibe el olor corrosivo de una fórmula gastada.

Implementar algunas partes de cómics no resulta siempre tan bueno.

La idea de tomar elementos del cómic de ‘Planet Hulk’ e incorporarlos aquí resulta en un inspirado ‘bromance’ entre Thor y Banner (quien lleva dos años como Hulk y teme nunca poder revertir a su lado humano si se vuelve a transformar en la bestia). El humor que le imprime Taika Waititi, un director neozelandés quien ha dirigido capítulos de la brillante serie ‘Flight of the Concords’ y la divertida ‘What We Do In The Shadows’, nos entretiene y distrae del hecho de que ‘Thor: Ragnarok’ es solo más de lo mismo.

 

Programador para Doqumenta, Blogger y cinéfilo en general. https://estaciongeek.mx/author/roman/

Comentarios

Reseña | Thor: Ragnarok
Click to comment
To Top